Los gobernadores de los departamentos de Amambay y Caaguazú, Bartolomé Ramírez y Antonio , respectivamente, señalaron a los medios de prensa que la visita de los jefes departamentales al presidente de la República Fernando Lugo fue con la intención de hablar sobre la descentralización en la salud y educación a fin de realizar campañas en las diferentes gobernaciones sobre estos
temas. El encuentro se realizó en una sala de reuniones de la presidencia en el Palacio de López.

El gobernador de Caaguazú explicó que la primera reunión con el nuevo mandatario tuvo el objetivo de traer el apoyo de todos los jefes departamentales al presidente Fernando Lugo.

"Nosotros los gobernadores planteamos una buena y coordinada descentralización, donde las sugerencias de los gobernadores sea tenido en cuenta, en todas las políticas públicas", sostuvo Buzarquis.

Sostuvo además que dentro del plan de los cien días que tiene preparado el Ejecutivo, también los titulares departamentales tienen el deseo de estar incluidos en los diferentes trabajos que se van a realizar.

Finalmente expresó que los gobernadores quieren mayor participación, mayor protagonismo en este plan del gobierno nacional.